Inicio » Secciones » Política » Debate presidencial: El gobernador de California sugiere que Estados Unidos está al borde del fascismo

Contenido externo

Debate presidencial: El gobernador de California sugiere que Estados Unidos está al borde del fascismo

Newsom también aprovechó esta oportunidad para destacar sus logros en áreas como la reforma migratoria, políticas ambientales y avances en salud

SACRAMENTO, California — En su discurso anual del pasado martes, el gobernador de California, Gavin Newsom, adoptó un tono serio para expresar su preocupación por las políticas del Partido Republicano, que según él, amenazan los valores democráticos del estado y del país en su conjunto. Newsom criticó con dureza a sus adversarios políticos por los retrocesos en los derechos reproductivos y la falta de avances significativos en la reforma migratoria.

real d049e2ba 7b3b 481a 840a fb59b51945dc - Debate presidencial: El gobernador de California sugiere que Estados Unidos está al borde del fascismo

Puntos destacados del discurso:

Alerta sobre el fascismo: El gobernador Newsom comparó el clima político actual de Estados Unidos con Europa antes de la Segunda Guerra Mundial, sugiriendo que el país podría estar deslizándose hacia el fascismo, caracterizado por actitudes y acciones autoritarias que amenazan las instituciones democráticas y las libertades civiles.

Crítica a las políticas republicanas: Newsom condenó los retrocesos en materia de derechos reproductivos y la inacción en reformas migratorias por parte de los republicanos, describiéndolos como amenazas serias a los valores democráticos y los derechos humanos.

Defensa de los valores democráticos: Subrayó que Estados Unidos se enfrenta a una elección crítica entre una sociedad que mantiene sus valores fundamentales o una sumida en la división y la discriminación. Resaltó el papel de California como defensor de estos valores frente a los ataques a la democracia.

Respuesta a las críticas: Frente a las críticas de los medios conservadores y figuras políticas, Newsom defendió las políticas de California sobre los sin techo y la criminalidad, destacando las grandes inversiones realizadas en vivienda y seguridad pública bajo su administración.

Es evidente que este gobernador reelegido se está posicionando cada vez más como el «perro de ataque» del Partido Demócrata a nivel nacional, mientras esquiva preguntas sobre si desafiará a Biden en la carrera por la Casa Blanca en 2024. Su discurso en la víspera del debate presidencial tenía un claro propósito: al criticar las políticas republicanas, buscó consolidar el apoyo dentro de su partido y moldear su imagen como defensor de los valores fundamentales demócratas. Newsom también aprovechó esta oportunidad para destacar sus logros en áreas como la reforma migratoria, políticas ambientales y avances en salud, intentando así encubrir su incapacidad para manejar el déficit presupuestario y las críticas sobre su habilidad para resolver problemas inmediatos.

Es interesante observar cómo Newsom maneja el tema de la criminalidad con aparente confianza, insistiendo en que, aunque la tasa de criminalidad en California a menudo es un punto de crítica, su gobierno ha implementado varias medidas efectivas para reducir el índice de delitos. Además, señaló que el problema de la alta criminalidad es un foco de atención en muchos lugares y que, en comparación con otros estados denominados «rojos», California no está en la peor situación.

Con las elecciones estadounidenses a la vuelta de la esquina, el enfrentamiento y la lucha entre los dos partidos se han intensificado, y cualquier cosa podría ser utilizada como herramienta para atacar al adversario. El gobernador de California tiene un punto cuando dice: «Los republicanos del Congreso han optado por la frivolidad, las luchas partidistas y el caos, en lugar de cumplir con su deber.» Pero, ¿acaso no es lo mismo para los demócratas?

Referencia a la fuente de información.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Donostia Eskura
Didoe
Kutxa Fundazioa