21 de septiembre de 2020
Facebook
Twitter
Instagram
TODA LA INFORMACIÓN Y AGENDA DE DONOSTI
PORTADA / ENTREVISTAS / REPORTAJES / ESPECIALES / GALERÍAS DE FOTOS
INF. GENERAL . DEPORTES . CULTURA . TURISMO . GASTRONOMÍA . SUCESOS . EL TIEMPO . AGENDA
BLOGS: MODA / MÚSICA / CULTURA VASCA
Logo
## Agenda
VER TODOS LOS EVENTOS
TODAS LAS NOTICIAS
Deustuko Unibertsitateak ongietorria egin die 1. mailako 2.000 ikasle berriei
## DonostiTxikia
TODAS LAS NOTICIAS
Recordando a Ken Robinson
## Lo + visto
DE LA SEMANA

Denunciado un presunto ataque sexista sucedido en Gros el día de Santo Tomás

24 Dic.18
Tiempo de lectura: < 1 minuto
Archivado en:
La Asamblea Feminista de Gros recibió el mismo día 21 una llamada denunciando la agresión a una persona menor de edad; el colectivo terminó echando al supuesto agresor del barrio, y celebrará una concentración de condena el miércoles 26

La Asamblea Feminista de Gros ha emitido una nota en la que narra un presunto ataque sexista, sucedido en el recinto festivo de dicho barrio donostiarra durante la fiesta de Santo Tomás, el 21 de diciembre. 

Según el comunicado de la Asamblea, el colectivo recibió una llamada de alerta al teléfono que tienen habilitado para casos así durante los días de fiesta. En dicho telefonazo se avisó de la agresión a una persona menor de edad y, ante la pasividad policial, decidieron echar ellas mismas al atacante fuera del barrio, por riesgo de que además reincidiese. Este miércoles, 26 de diciembre, a las 19.00 horas la Asamblea celebrará una concentración de denuncia de los hechos en la plaza Biteri de Gros (junto a la iglesia de la plaza Cataluña).

La nota cuenta que todo sucedió en la tarde del día 21. Ante la llamada de denuncia, la Asamblea activó el protocolo que tiene establecido para estos supuestos: pidieron a los puestos del recinto que dejaran de servir durante un cuarto de hora, la romería dejó de tocar, emitieron una cuña preparada y denunciaron los hechos desde el escenario.

Al comprobar “la gravedad” de la denuncia, el grupo también llamó a la Ertzaintza, pero esta no dio crédito al supuesto ataque: siempre según la nota, la policía autonómica no vio pruebas suficientes y les dijo que “no había pasado nada”.

Ante esta “vergonzosa” actitud de las fuerzas del orden, “decidimos echar al atacante del barrio”. Y no fue una situación fácil ni cómoda, porque aunque muchos de los presentes les ayudaron, otros dudaron de su palabra e incluso “nos hicieron frente”.

Escribir comentario