02 de marzo de 2021
Facebook
Twitter
Instagram
TODA LA INFORMACIÓN Y AGENDA DE DONOSTI
PORTADA / ENTREVISTAS / REPORTAJES / ESPECIALES / GALERÍAS DE FOTOS
INF. GENERAL . DEPORTES . CULTURA . TURISMO . GASTRONOMÍA . SUCESOS . EL TIEMPO . AGENDA
BLOGS: MODA / MÚSICA / CULTURA VASCA
Logo
## Agenda
VER TODOS LOS EVENTOS
LogoDeusto
TODAS LAS NOTICIAS
computer 767776 1280 Deusto acoge una jornada sobre la visualización de los datos del Covid-19
Deusto acoge una jornada sobre la visualización de los datos del Covid-19
## DonostiTxikia
TODAS LAS NOTICIAS
los niños de azul y las niñas de rosa Los niños de azul y las niñas de rosa
Los niños de azul y las niñas de rosa
Tribunales

Juicio al acusado de intentar matar a navajazos a un joven en Donostia

DSCF8310 2 Juicio al acusado de intentar matar a navajazos a un joven en Donostia
Guardia Municipal. Foto de archivo: Santiago Farizano
18 Ene.21
Por: A. E. / Redacción
Tiempo de lectura: 2 minutos
Archivado en:
Los hechos se produjeron la madrugada del 17 de agosto de 2019 cuando el imputado se cruzó con la pareja que se dirigía hacia la estación del tren

(EFE). La Fiscalía de Gipuzkoa pide penas que suman cuatro años y ocho meses de cárcel para un individuo acusado de intentar matar de cinco navajazos a un joven y de agredir a su acompañante durante la madrugada del 17 de agosto de 2019 en la zona de Reyes Católicos de San Sebastián.

La acusación particular, que ejerce el letrado Rubén Múgica en representación de los dos perjudicados, eleva su petición de condena hasta los trece años y ocho meses de reclusión, al considerar que el procesado, que se encuentra en prisión provisional desde entonces, es responsable de una tentativa de asesinato y de dos delitos de lesiones.

Según el escrito de acusación del Ministerio Público, al que ha tenido acceso EFE, los hechos se produjeron sobre las 6.00 horas de aquel día, cuando el imputado, que se encontraba en compañía de varios jóvenes, se cruzó con la pareja que se dirigía hacia la estación del tren.

En ese instante, la víctima presuntamente increpó al inculpado, “creyendo que éste le miraba de forma provocadora”, instante en el que el encausado se abalanzó contra él y supuestamente le golpeó hasta caer al suelo, donde le siguió propinando “diversas patadas y puñetazos”.

Ante esta situación, la acompañante del agredido intentó mediar, si bien el acusado la empujó “en varias ocasiones” y presuntamente le dio “un puñetazo en la nariz”.

Seguidamente, el agresor esgrimió una navaja de cinco centímetros y medio de hoja y, “actuando con ánimo de atentar contra la vida” del chico, presuntamente le asestó cinco puñaladas, dos de ellas en el tórax y tres en el costado izquierdo.

De todas ellas, una penetró “en profundidad” en el hemitórax anterior izquierdo “afectando a la língula del pulmón izquierdo, que anatómicamente se encuentra justamente por delante del corazón”.

Tras ser operado quirúrgicamente, el herido tardó 25 días en recuperarse, después de permanecer en el servicio de medicina intensiva del hospital cuatro días en estado muy grave y dos en situación grave.

Su acompañante resultó con una contusión en la base nasal, para cuya sanación requirió tratamiento farmacológico y sufrió cinco días de “perjuicio personal básico” por pérdida temporal de calidad de vida.

La Fiscalía considera, como circunstancia atenuante, que cuando ocurrió este incidente el procesado “padecía un trastorno psicótico no orgánico, asociado a un grave trastorno por consumo de múltiples tóxicos y alcohol, y que por ello tenía “una limitación leve-moderada de sus facultades intelectivas y volitivas”.

El Ministerio Público considera así que los hechos son constitutivos de un delito de homicidio en grado de tentativa y de un delito leve de lesiones, por los que, además de las citadas penas de prisión, demanda una compensación de 17.000 euros para el joven apuñalado y de 350 para su acompañante.

La acusación particular, que reclama un total de trece años y ocho meses de prisión, puntualiza, en su escrito que la agresión se produjo “inopinadamente”, cuando el imputado “comenzó a mofarse” de la pareja y el varón agredido le “afeó” su conducta.

Asimismo, sostiene que el encausado “no culminó su propósito” de matar a su víctima “por la feliz intervención de unos agentes de la Guardia Municipal de San Sebastián que, alertados por testigos, se personaron en el lugar y redujeron” al agresor.

Opina además que el procesado “se encontraba en perfectas condiciones psíquicas y anímicas”, dado que “a los pocos minutos, ya detenido en la comisaría” telefoneó a una familiar y se informó de que había “pinchado” varias veces a una persona.

Escribir comentario