La Real Sociedad regala por fin una alegría de verdad

Foto: LaLiga

Ya se lo merecía la afición tras una temporada de susto en susto. Lo de hoy en Anoeta ha sido una fiesta de goles, un fiestón por todo lo alto en que el Girona no ha podido ni respirar un momento y los de Imanol Alguacil, que se estrena con buen pie, han brillado en jugadas muy trabajadas hasta subir un 5-0 al marcador que resulta indiscutible. La Real Sociedad ha dado una verdadera alegría.
Canales ha sido el encargado de abrir el marcador en el minuto 12 seguido por Januzaj diez minutos antes del descanso. Y cuando el partido ya parecía encarrilado Oyarzabal se ha dedicado a marcar en los minutos 71 y 85 y poco antes del final lo ha hecho Juanmi.
Lo que se ha visto detrás de este resultado ha sido un Girona perdido que llegó a Donostia soñando con Europa y a una Real con muchos puntos destacables: las asistencias de Zurutuza a Oyarzabal, por ejemplo, que han valido dos goles, y otro punto del que se va a hablar mucho, la buena actuación de Rubén Pardo, un jugador que hasta ahora no había pisado prácticamente el campo.