Inicio » Secciones » Información general » Identificadas tres víctimas de la Guerra Civil, una ejecutada en la cárcel de Ondarreta

Memoria

Identificadas tres víctimas de la Guerra Civil, una ejecutada en la cárcel de Ondarreta

Gogora da especial relevancia a Hipólito Berasategi, ya que se trata del primer caso en que se identifica a uno de los ejecutados y desaparecidos en la antigua prisión donostiarra

Cementerio de Orduña. Foto: Gobierno vasco

(EFE/Redacción). Tres víctimas de la Guerra Civil y de la posterior represión del bando franquista, naturales de un pueblo de Badajoz, de Burgos y de Gipuzkoa y enterradas en distintos lugares de Euskadi, han sido identificadas y su hallazgo ha sido notificado a sus familiares. El Instituto vasco para la Memoria Gogora se ha referido especialmente al caso de Hipólito Berasategi Alcalde, que es el primer fallecido que se identifica tras haber sido ejecutado en la cárcel de Ondarreta. 

En Ondarreta

Un caso notable es el de Hipólito Berasategi Alcalde, nacido en Briviesca (Burgos) y vecino de San Sebastián, quien fue detenido y llevado a la prisión de Ondarreta, donde fue ejecutado en noviembre de 1936.

Gogora precisa que el caso de este hombre «es de especial relevancia» porque se trata del primer caso en que se identifica a uno de los ejecutados y desaparecidos tras pasar por la citada prisión. 

Gogora señala que, desde el fusilamiento a principios de noviembre de 1936, se desconocía el paradero del cadáver.

Sin embargo en 1960 se recuperaron los restos de algunos ejecutados en el entorno de Iragorri (Oiartzun), que fueron inhumados después en el cementerio de la localidad, en el monumento funerario ‘Un frontón para el recuerdo’ del arquitecto Luis Peña Gantxegi.

En 2021 la Sociedad de Ciencias Aranzadi comenzó a exhumar este enterramiento y las pruebas genéticas han confirmado la identidad de uno de los enterrados, Hipólito Berasategi Alcalde, gracias al ADN donado por su hija, Josefa Berasategi, «una persona muy activa en la búsqueda de su padre y la recuperación de la memoria histórica».

De Tolosa

Según ha informado también el Instituto vasco para la Memoria, Gogora, al miliciano Félix Rodríguez Arana (natural de Tolosa y vecino de Pasaia), afiliado a la UGT que combatió en los batallones «Guipuzcoa» y «Karl Liebknecht», se le ha identificado tras aparecer sus restos en una fosa común del cementerio de Begoña en 2022, junto con los de otros 43 gudaris y milicianos.

El tercer identificado es el vecino de Quintana de la Serena (Badajoz) Francisco de la Cruz Orellana, agricultor, casado y padre de 2 hijos, quien falleció víctima de la feroz represión franquista desatada en Extremadura, que fue encarcelado en la prisión de Orduña (Bizkaia), y cuyos restos fueron encontrados en el cementerio de dicha localidad. Se trata del noveno fallecido identificado en ese cementerio, precisa Gogora.

Trabajo en el cementerio de Orduña

Gogora trabaja para tratar de identificar los restos de 70 personas exhumadas del cementerio Orduña en las excavaciones realizadas en 2014 y 2022. Para ello, está en contacto con 65 familias de fallecidos en la prisión para la toma de muestras de ADN y su posterior cotejo.

El próximo 2 de diciembre, Gogora entregará los restos de Bernardo Rodríguez Rincón, víctima también de la prisión franquista de Orduña. La entrega será en el cementerio de Legorreta, y seguidamente, la familia procederá a la inhumación en un acto privado.

Bernardo Rodríguez era natural de Rincón Campanario (Badajoz), labrador, casado y padre de cinco hijos y tras ser detenido y pasar por varias prisiones, fue trasladado al Centro Penitenciario de Orduña, donde falleció el 20 de marzo de 1941 a los 60 años.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Kutxa Fundazioa
Didoe