Inicio » Secciones » Información general » La Fiscalía investiga posibles delitos contra el patrimonio en la reforma del hotel Nobu

Arquitectura

La Fiscalía investiga posibles delitos contra el patrimonio en la reforma del hotel Nobu

El Departamento de Urbanismo ha convocado una sesión del Consejo Asesor de Patrimonio Local el próximo jueves día 20 donde se valorará la situación de la villa

Estado previo y estado actual de la villa que alberga el hotel Nobu. Fotos: Áncora

La Fiscalía Provincial de Gipuzkoa ha decretado el inicio de una investigación dirigida a esclarecer la comisión de un presunto delito contra el patrimonio en el Paseo de Miraconcha nº 32, actual hotel Nobu, e identificar a sus eventuales responsables, según ha dado a conocer la asociación Áncora. Precisamente el Departamento de Urbanismo ha convocado una sesión del Consejo Asesor de Patrimonio Local el próximo jueves día 20 donde se valorará la situación de la villa. 

La fiscal de la Sección de Medio Ambiente y Urbanismo ha incoado diligencias preprocesales y ha encargado a la Ertzaintza que practique la oportuna inspección.

El pasado mes de noviembre Áncora denunció la realización de obras no autorizadas en la antigua Villa Vista Eder.

Se trata de un edificio proyectado por el arquitecto Francisco Urcola en 1902 y catalogado en el Plan Especial de Protección del Patrimonio Urbanístico Construido (PEPPUC).

La última residencia unifamiliar de Miraconcha fue transformada en un hotel de 5 estrellas, que abrió sus puertas en el verano de 2023.

Las infracciones denunciadas por la asociación ciudadana afectan a los siguientes extremos: derribo no autorizado de fachadas protegidas, destrucción de elementos permanentes (herrería, balcones y alero con sus tornapuntas), alteración de la imagen arquitectónica protegida, levante prohibido en la ficha del PEPPUC, modificación de la morfología de cubierta, incremento edificatorio clandestino y desarrollo de la actividad hotelera entre los meses de agosto y noviembre de 2023 careciendo de licencia.

Estos hechos fueron contrastados por la Aarquitecta municipal quien emitió informe concluyendo que, tanto la última planta del hotel como su cubierta y fachadas, presentan modificaciones introducidas durante la fase de ejecución de obra, que no se ajustan a las licencias otorgadas ni a las determinaciones del PEPPUC. El hotel permaneció clausurado por espacio de dos semanas, y obtuvo el pasado 5 de diciembre una licencia de Primera Ocupación Parcial que excluía la zona situada bajo cubierta, objeto de levante.

El Departamento de Urbanismo ha convocado una sesión del Consejo Asesor de Patrimonio Local el próximo jueves día 20, cuyo orden del día contempla la valoración relativa a la «sustancialidad de la alteración de los valores patrimoniales de Villa Vista Eder como consecuencia del incremento de altura en fachada», al objeto de decidir sobre su posible legalización.

La asociación denunciante, que tiene representación en el Consejo Asesor de Patrimonio, se muestra crítica con la intención del gobierno municipal de legalizar el levante y anuncia que se posicionará en contra, porque el PEPPUC exige «la reposición del elemento catalogado al estado previo al de la actuación constitutiva de infracción».

«Áncora considera escandaloso que pretendan regularizarlo existiendo una investigación penal en curso y sin haber impuesto ningún tipo de sanción, pese a la extrema gravedad de las infracciones urbanísticas cometidas», advierte la asociación en un comunicado. Más información sobre el hotel Nobu, aquí


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Donostia Eskura
Kutxa Fundazioa
Didoe